La auditoria interna de la Caja Costarricense de Seguro Social dio respuesta a la consulta suscrita por parte de la Presidencia Ejecutiva de la institución, el pasado 1 de noviembre de 2022 y en la cual solicitaba un criterio en relación con el posible conflicto de intereses derivado de la participación de miembros de la Junta Directiva en el acuerdo del aumento de salarios otorgado a los trabajadores el pasado mes de setiembre del 2022.

Según el documento, la auditoria concluye, que en el caso del aumento salarial para más de 63 mil funcionarios de la Caja Costarricense de Seguro Social prevalece un interés y un beneficio general de un grupo de trabajadores por encima de cualquier relación individual de consanguinidad de algún directivo con un funcionario de la institución en particular.

Lenin Hernández, Secretario General del Sindicato Nacional de Enfermería, manifestó que “Este informe emitido por la auditoria de la Caja Costarricense de Seguro Social, prácticamente entierra los argumentos del Poder Ejecutivo y las supuestas investigaciones realizadas por doña Martha Esquivel, en donde encontraron presuntos hechos que revisten de conflictos de intereses por parte de los miembros de junta directiva que otorgaron el reajuste salarial y pago retroactivo a los trabajadores de la institución y que en este momento se encuentran separados de sus puestos”.

Por su parte, la Unión Nacional de Empleados de la Caja y la Seguridad Social (UNDECA) y el Bloque Unitario Sindical y Social Costarricense (BUSSCO) exigen la reinstalación de los miembros de la Junta Directiva de la Caja que fueron suspendidos de sus puestos por la aprobación del reconocimiento del aumento salarial.

Los directivos suspendidos son Martha Rodríguez (Sindical), José Luis Loría (Cooperativas), Maritza Jiménez (Solidarismo), Jorge Arturo Hernández (Empresarios) y Carlos Salazar (Gobierno).

Ambas agrupaciones califican que el accionar del Gobierno va en contra del Estado Social y Democrático, además de que violenta la Constitución Política y la misma Ley Constitutiva de la Caja Costarricense de Seguro Social.

Según UNDECA y BUSSCO, el presidente de la República, Rodrigo Chaves, destituyó a Álvaro Ramos por querer ejecutar el pago del aumento salarial y en su lugar nombro como presidenta Ejecutiva a Marta Esquivel, con el objetivo de incluir a la institución dentro de la regla fiscal y eliminar el acuerdo del pago del incremento salarial.

Dicho aumento salarial no proviene de la Junta Directiva de la Caja, si no más bien es un Decreto Ejecutivo que acordó el 17 de diciembre de 2019 un aumento general de salarios al sector público, a partir del año 2020 por un monto de ¢7500. Este incremento fue suspendido mediante otro Decreto Ejecutivo para reorientar los recursos a la lucha contra la pandemia de la Covid-19 y la declaración de la emergencia nacional.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA