En un periodo de cuatro años, el programa Crecimiento Verde de PROCOMER generó un aumento en la internacionalización de nuevos productos y el ingreso a nuevos mercados de 255 micro, pequeñas y medianas empresas.

Así lo evidenció un estudio de impacto realizado por el consultor Claudio Mora, el cual concluye que el hecho de que una pyme haya recibido fondos no reembolsables de Crecimiento Verde está asociado con los siguientes efectos positivos: 38% más en la diversificación de mercados, 13% más en la diversificación de productos, 7% más en el valor exportado y 12% más en el peso exportado al finalizar el proceso de transformación productiva.

Adicionalmente, el estudio señala que el efecto acumulado en el valor exportado en 18 meses muestra un aumento de $231.000 entre las empresas. Lo que se traduce en que, durante ese periodo, las empresas hicieron crecer la inversión del capital semilla 19 veces. 

“Desde hace varias décadas, Costa Rica optó por el camino de la sostenibilidad como la forma de producir y generar oportunidades para todos y todas. Siguiendo esa visión creamos el programa Crecimiento Verde con el cual hemos podido apoyar a 255 mipymes costarricenses a transformarse a través de asesoría y al capital semilla de nuestros aliados”, afirmó Pedro Beirute Prada, gerente general de PROCOMER.

Por su parte, la viceministra de Comercio Exterior, Paula Bogantes, agregó que las tendencias a nivel mundial demuestran que los consumidores son cada vez más sofisticados y su decisión de compra se enfoca en productos diferenciados.

Al cierre de las últimas siete convocatorias, en las que el aporte de los aliados fue de $4 millones para las pymes beneficiarias, destacan otros resultados como que se evitó la generación de 4.5 toneladas de CO2 equivalentes a 255 mil árboles plantados, se logró ahorrar más de 186 mil m3 de agua equivalentes a 55 piscinas olímpicas o al consumo promedio anual de más de 1000 hogares costarricenses. 

Durante estas siete convocatorias, que van desde el 2018 al 2022, se benefició a empresas costarricenses de las cuales el 51% son micro, el 36% pequeñas y el 14% medianas. Mientras que el 38% pertenece al sector agrícola, el 33% al alimentario, el 22% a la industria especializada y el 6% al sector servicios.

La plataforma de Crecimiento Verde tiene incidencia en todo el territorio nacional, razón por la cual el 42% de las empresas beneficiarias están ubicadas fuera de la Gran Área Metropolitana (GAM).

Por otra parte, la iniciativa ha logrado apoyar el empleo de al menos 3.700 colaboradores, con un efecto multiplicador positivo hacia las regiones de nuestro país. 

El programa Crecimiento Verde es una iniciativa de la Promotora del Comercio Exterior de Costa Rica (PROCOMER), de la mano con aliados estratégicos como lo son la Fundación CRUSA y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), que tiene como objetivo fomentar la transformación productiva verde de pymes mediante el otorgamiento de capital semilla y asesoría técnica especializada, y así promover la diversificación y el incremento del valor agregado de la oferta exportable del país.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA