La Unidad Administradora de Proyecto del Fideicomiso Ruta Uno operada por el Banco de Costa Rica, hizo una actualización del estado del Programa de Obras Impostergables (OBIS), en la quen señaló atrasos por culpa de aprobaciones del Ministerio de Obras Públicas y Transportes.

Especificamente en la ampliación y mejoramiento de la infraestructura existente en las estaciones de peaje de Río Segundo y Naranjo, la Unidad Administradora reporta que desde junio pasado cuenta con el aval de los estudios básicos, anteproyectos, especificaciones técnicas, presupuesto referencial y demás documentación técnica, pero que está pendiente la formalización del traslado de esos documentos técnicos para su incorporación y registro en el patrimonio del Fideicomiso Ruta Uno.

Según citan en un comunicado de prensa, el Fideicomiso alertó que la aprobación de los documentos técnicos y la formalización del traslado de toda esta documentación por parte del MOPT-Conavi ha tardado aproximadamente 444 días.

“Para tener claridad de la afectación que sufre el Fideicomiso por estos atrasos, cabe resaltar que, de enero a setiembre de este año 2022, se ha tenido una pérdida de ¢681.912.650, es decir, poco más de US$1,0 millón”, cita el comunicado.

 

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA