Tanto la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS), el Instituto sobre Alcoholismo y Farmacodependencia (IAFA) como el Ministerio de Salud, carecen de una “visión de futuro institucional”.

A esa conclusión llegó la Contraloría General de la República (CGR) luego de hacer una auditoría a esas tres instituciones para detectar cómo es la gestión de servicios de salud prioritarios.

De hecho, la Contraloría señaló que ninguna de las entidades tenía tan siquiera estudios para poder estimar la oferta de servicios según las necesidades reales de los usuarios.

El estudio reveló que, ante distintos entornos, se puede “afectar el acceso, la calidad y la oportunidad en la prestación de los servicios, limitar la capacidad de anticipación de escenarios posibles y reducir la respuesta oportuna”.

Puntualmente, la Contraloría detalló:

  • La CCSS cuenta con respaldos de la información, pero no son de acceso ante eventos imprevistos.
  • Del Ministerio de Salud y del IAFA no se obtuvieron datos actualizados en cuanto a la identificación y el registro de principales cambios en el perfil epidemiológico y etario de la población.

 

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA