La Cruz Roja Costarricense contrató hace seis meses a un primer grupo de socorristas para la región de Cartago en un contrato equivalente a un semestre, la contratación se hizo en el marco de la reforma de la Ley 8690, la cual permitiría a la entidad destinar dinero para llenar los faltantes de plazas de manera permanente.

No obstante, pasados los seis meses, comenzaron a despedir a los funcionarios.

Ante esta situación, la Junta Directiva de la seccional ANEP dentro de la benemérita manifestó su rotundo rechazo a la contratación de personal de forma temporal.

La molestia surge debido a que precisamente en Cartago en donde se están realizando los despidos, ya había faltante de personal operativo, lo que lleva a que el servicio no se preste de la forma idónea.

Ricardo Castro Calderón, presidente de la seccional afirmó que es inaudito que realicen este tipo de acciones, ya que las plazas deben ser ocupadas de forma permanente.

“Este 28 de septiembre se empezaron a vencer los contratos de trabajo y nos dimos cuenta que a un compañero lo despidieron. Lo más preocupante, es que, está es la política que van aplicar con todos los socorristas que fueron contratados de esa forma a nivel nacional”, explicó el sindicalista.

Castro agregó que, “de momento, no tenemos un pronunciamiento o respuesta alguna. Han existido muchas versiones, una de las que nos dijeron, es que los contratos tenían que ser temporales porque no había certeza de que el dinero fuera a entrar de manera continua, algo que nos sorprende porque es una ley en firme”..

Este jueves se desarrolló una mesa de trabajo en la que se busca obtener respuestas a las incógnitas que genera la contratación temporal en la Cruz Roja Costarricense.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA