Las Naciones Unidas y sus agencias: UNICEF, UNFPA y UNESCO; junto a la Asociación Costarricense de Operadoras de Pensiones y la Superintendencia de Pensiones, organizaron un conversatorio, en donde el tema principal fue la necesidad de posibilitar la colaboración del sector privado en la puesta en marcha de proyectos de desarrollo.

Para ello, la organización internacional contrató a la firma Inflection Finance, para presentar ejemplos de mecanismos financieros que aún no son utilizados en Costa Rica y que podrían ayudar a financiar las prioridades nacionales.

Los especialistas señalan que uno de los sectores que podría beneficiarse de ese tipo de instrumentos, es el sistema nacional de pensiones en Costa Rica, que, según la SUPEN, representa un 50% de la producción nacional, y solo el Régimen Obligatorio de Pensiones Complementarias (ROPC) equivale al 25% del Producto Interno Bruto (PIB), con un capital de unos 9,4 billones de colones, unos 15 mil millones de dólares.

“Desde Naciones Unidas abogamos por que todas las inversiones tengan como objetivo, más allá de la rentabilidad, la salud del planeta, y también el cumplimiento de objetivos de desarrollo sostenible. En este caso específico hablamos del desarrollo de Costa Rica y la posibilidad de crear nuevos instrumentos financieros que permitan facilitar la inversión de los fondos de pensiones y las aseguradoras en proyectos privados y públicos de desarrollo dentro del país”, expresó Allegra Baiocchi, Coordinadora Residente de las Naciones Unidas en Costa Rica.

En tanto, desde Casa Presidencial apoyan la iniciativa de que exista un protagonismo por parte del sector privado en estos tiempos de crisis fiscal.

Stephan Brunner, Vicepresidente de la República, participó en el encuentro y destacó que ese protagonismo del sector privado es indispensable en estos tiempos. “Los niños en Costa Rica antes traían el bollo de pan debajo del brazo; ahora traen un pagaré (…) Costa Rica está comprometido con los objetivos de desarrollo sostenible. Sin embargo el país hoy atraviesa una situación fiscal muy difícil y es casi imposible que el gobierno de la República se siga endeudando. Por lo tanto, se hace necesario que los privados asuman este financiamiento como propio”.

Según los expertos, además de obras viales o apoyo a la niñez, otros proyectos que podrían canalizar inversiones en Costa Rica son un fondo de capital privado de inversión verde, Vivienda Social, Economía Azul e Inversión Institucional.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA