Ante los excelentes resultados que ha tenido la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) con respecto a las denuncias hechas por la ciudadanía, la entidad lanzó este lunes 26 de setiembre, una campaña con la intención de evitar el robo de combustible.

El vocero de la institución, Sergio López, explicó que sustraer gasolinas implica   que se ponga en peligro la vida de las personas que viven en las comunidades aledañas.

Además manifestó que con la extracción ilegal de combustible el medio ambiente se contamina, hay daños en la biodiversidad, y contamina los mantos acuíferos.

De enero de 2018 al 15 de setiembre del 2022, Recope ha desarticulado 903 tomas ilegales, asociadas al robo de 21.057 m3, y los registros detallan que el 2019 hubo 442 tomas ilegales intervenidas.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA