Las fuertes lluvias siguen azotando los poblados de Aserrí y Desamparados. Desde este viernes en la tarde, los aguaceros provocaron el desbordamiento del río Cañas, lo cual afectó a más de 500 familias en esas zonas josefinas.

LEA MÁS: 530 familias se quedan sin casa tras inundaciones en Aserrí y Desamparados

Este sábado, la situación no es diferente. Por ello, la Comisión Nacional de Emergencias (CNE) tuvo que elevar de amarilla a naranja la alerta sobre todo el país, exceptuando el Caribe.

De momento, los cuerpos de socorro están en el sitio para ayudar a todas las familias que así lo necesiten. La CNE indicó que, por ejemplo, tuvieron que evacuar a otras 18 familias de Calle Areneros en Desamparados. Fueron llevadas a uno de los nueve albergues que tienen habilitados hasta ahora.

La Comisión indicó que la cifra de la cantidad de albergados estará variando durante la tarde y noche de este sábado por los trabajos de las autoridades.

Continuará mal tiempo

El Instituto Metereológico Nacional (IMN) alertó sobre que el mal tiempo continuará, incluso hasta altas horas de la noche. Señaló que hay que prestar especial atención a Aserrí y Desamparados, ya que se pronostica aguaceros más fuertes para las próximas dos horas.

También podría darse afectación importante en la zona norte, península de Nicoya, Valle Central y Pacífico Sur debido a altos niveles de saturación de suelos.

Visita

Como parte de un acercamiento con la población, el presidente Rodrigo Chaves se apersonó a estos lugares para conocer, de primera mano, la situación y ver la manera en que se pueden ayudar a los afectados.

Chaves caminó, con su equipo, por diversos sitios, en donde los lugareños le imploraban por auxilio, ya que lo perdieron todo.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA