La compañía Terumo Cardiovascular, encargada de crear dispositivos médicos para cirugía cardiaca y vascular, inauguró su planta de manufactura en la Zona Franca la Lima, en Cartago, la inversión fue de $42 millones.

Se trata de la primera fábrica de la división cardiovascular en América Latina, y se elaborará la línea completa de circuitos de perfusión (kits de tubos que conectan dispositivos cardiopulmonares críticos, para sustituir temporalmente las funciones del corazón y de los pulmones durante procedimientos de cirugía cardíaca. La operación costarricense entró en marcha el 3 de agosto y se espera que alcance su plena capacidad en el segundo trimestre de 2023.

A partir de setiembre de este año, Estados Unidos, Canadá y Latinoamérica, se convertirán en los primeros destinos de exportación. Posteriormente, en febrero de 2023, inicia la segunda fase, que incluye el suministro a los mercados de Europa, Oriente Medio, África y Australia.

Actualmente, la operación local emplea aproximadamente a 245 personas y estima cerrar el año con 300 colaboradores.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA