“La muerte de mi querida madre, Su Majestad La Reina, es un momento de profunda tristeza para mí y todos los miembros de la familia. Lamentamos profundamente el fallecimiento de la querida soberana y una madre muy querida.

“Sé que su pérdida se sentirá profundamente en todo el país, los reinos y la mancomunidad y en innumerables personas en todo el mundo. Durante este período de duelo y cambio, mi familia y yo seremos consolados y sostenidos por nuestro conocimiento del respeto y profundo afecto en el que la reina fue tan ampliamente considerada”.

Así reza el comunicado que emitió el nuevo rey británico, Carlos III, hasta entonces príncipe de Gales, tras la muerte de su madre, la reina Isabel II. Ella falleció la tarde de este jueves 8 de setiembre en su residencia de Balmoral a los 96 años, después de un reinado de 70 años.

Según reportan medios internacionales, la primera decisión que tomó el heredero al trono fue su nombre: rey Carlos III. Él, de 73 años, tenía la posibilidad de elegir entre cualquiera de sus cuatro nombres: Carlos Felipe Arturo Jorge.

Con esta situación, su esposa adquiere el título: reina consorte, mientras que el ahora heredero al trono, el príncipe William, heredará uno de los dos títulos de su padre: el de duque de Cornualles. Su esposa Kate Middleton será conocida como duquesa de Cornualles.

De momento, el título de príncipe de Gales no pasa a ser para William.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA