Este miércoles se firmó el proyecto de ley para vender los activos y pasivos del Banco de Costa Rica. Las autoridades del ejecutivo aseguraron que este mismo miércoles se hará la presentación de este proyecto ante los diputados.

El presidente de la República Rodrigo Chaves dijo que con esta venta se pueden recoger entre un 2.7% y un 3% del Producto Interno Bruto (PIB), que será importante para que el Estado baje su deuda.

“El objetivo es poder hacer las inversiones que el país necesita y economizar el gasto en intereses brutal que tiene este país por concepto de la deuda pública, que es casi la mitad del presupuesto de la República. ¿Por qué es importante que el Estado esté menos endeudado? Bueno porque con lo que pagamos en intereses mejor invertimos en carreteras, hospitales, que haya más policías y en general los servicios de la gente”, explicó el presidente.

Según las estimaciones del Ejecutivo, para el 2030 le ahorraría a Costa Rica 600 mil millones de colones en intereses de deuda.

El mandatario explicó que algunos servicios pasarían al Banco Nacional y que continuarán dándole fondos al Consejo Nacional de Préstamos para Estudios, CONAPE.

“Obviamente pasar las operaciones del Banco de Costa Rica no tendrá ningún impacto en las actividades de naturaleza estrictamente pública que hace el banco como depósitos judiciales, licencias y pasaportes que pasarán al banco del estado que permanece que es el Banco Nacional. Continuaremos aportando a Conape para los préstamos de los estudiantes, esto no es cerrar el banco desde ningún punto de vista, es continuar con las operaciones del banco desde otras manos”, agregó Chaves.

En la Asamblea Legislativa hay voces en contra del proyecto, especialmente del Frente Amplio, quienes consideran que es más importante las utilidades que genera el BCR todos los años, al monto que generaría su venta.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA