La Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (ARESEP) visitó 290 estaciones activas del país y determinó que una mayoría, 282 estaciones (97,2%), cumplieron con las evaluaciones realizadas.

La ARESEP realiza estas evaluaciones y aplica un programa de calidad de los combustibles que permite detectar contaminación por agua, sedimentos u otros productos; así como adulteraciones en el producto y venta ilegal de combustibles.

En las inspecciones se aplica el instrumento Análisis Muestral de Estaciones de Servicio (AMES), que incorpora distintos criterios para la programación de las visitas.

En las inspecciones realizadas se obtuvieron 2 no conformidades: uno por combustible contaminado (diésel contaminado con gasolina) y un caso por combustible adulterado.

De las 8.801 mangueras que se verificaron, el 99,03% (8.795 mangueras) presentaron resultados conformes, con lo que solo el 0,07% (6 mangueras) registraron problemas en el suministro (con un volumen inferior a -100 ml por cada 20 litros, que es lo mínimo permitido).

¿Qué pasa si una estación presenta alguna falla?

Si una estación presenta alguna anomalía de calidad, debe suspender la venta de ese producto y completar un proceso de corrección, el cual debe de ser acreditado por un profesional responsable.

Si es una no conformidad en cantidad de producto suministrado, en alguna manguera, se suspende su uso y se efectúa un marchamado del equipo, el cual se habilita hasta que se realice la corrección.

En el 2021 sólo 2 estaciones presentaron no conformidades en sus obligaciones como prestadores del servicio, al no permitir las labores de regulación técnica en sus instalaciones, por parte de la ARESEP.

Características del mercado

En el año 2021 se presentó un repunte en el consumo de los derivados del petróleo, con 3.245 millones más de litros de combustibles vendidos, lo que representó un aumento de un 15,8% en relación con el consumo del 2020. Lo anterior obedece a la a la reactivación de la actividad económicas y el levantamiento de restricciones de movilidad que estuvieron vigentes en el año 2020.

El producto que más se consume en el país es el diésel con 37%, seguido de gasolina regular 19,6% y luego de la gasolina superior con 19,2%. Estos tres productos representan el 75,8% del consumo.

El gas licuado tiene un consumo de 11,4% y el restante se compone de los otros productos que se consumen en el país como lo son los combustibles de aviación (Av Gas y Jet A1), búnker, asfalto, gasóleo, emulsiones asfálticas y queroseno.

En las Estaciones de Servicio, como las principales comercializadoras de las gasolinas, registran ventas del 98% de la gasolina regular y el 100% de la gasolina superior.

Para el caso del diésel, el mismo se comercializa en un 73% en las estaciones de servicio, el 13,4% a los clientes directos el 13,4% y a través de peddlers (transportistas sin punto fijo) el 13,7%.

La flota vehicular del país se compone en su mayoría de automóviles que representan el 64%, y los cuales consumen mayoritariamente gasolina con un 89,8%.

El 13,2% de la flota es carga liviana (68,2% son diésel y 31,5% gasolina) y un 13% de la flota vehicular corresponde a las motocicletas (100% gasolina).

El transporte público, junto a remolques y cabezales son el 6,4% de la flota y consumen el 82% del diésel. El informe de Calidad del Servicio de Combustibles Líquidos del año 2021, se encuentra disponible en la página oficial de la ARESEP.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA