La Caja Costarricense de Seguro Social ha aplicado cuatro de cada diez vacunas adquiridas para proteger contra la influenza a personas que poseen condiciones de riesgo.

Según informó la doctora Diana Paniagua de Vigilancia Epidemiológica de la CCSS al corte realizado el lunes se había aplicado un 41% de los 1,5 millones adquiridos para esta jornada.

Del total de dosis colocadas 89 118 se han puesto en niños con edades entre seis meses y menos de siete años, 253 323 en personas entre siete y 57 años con factores de riesgo y 273 427 en personas de 58 años y más.

La vacunación contra la influenza es un factor clave para evitar sufrir complicaciones severas principalmente en personas que poseen factores de riesgo.

“El virus influenza constituye uno de los virus respiratorios que pueden afectar la salud de la población, por lo que resulta relevante enfatizar la importancia de la vacunación contra este virus cada año, ya que anualmente el virus cambia sus características”, comentó Roy Wong McClure, epidemiólogo de la CCSS.

Este año la CCSS está vacunando a niños de seis meses a menos de siete años, adultos de 58 años y más, embarazadas y población de 7 a 57 años con presencia de alguna enfermedad crónica: diabetes, enfermedades del corazón, obesidad grado I, II, III o mórbida, enfermos respiratorios crónicos (asma- enfermedad pulmonar obstructiva crónica-bronquitis crónica o tuberculosis) y personas con síndrome de Down.

Asimismo, se está protegiendo a personas con enfermedades de riñón, parálisis cerebral infantil (PCI), desnutrición severa y moderada, cáncer e inmunodeficiencias primarias, secundarias o adquiridas.

Para vacunarse las personas de los grupos mencionados pueden aproximarse a cualquiera de los puestos de vacunación dispuestos en las áreas de salud de la CCSS sin distingo de su lugar de residencia, siempre y cuando haya disponibilidad de dosis.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA