Se aproxima el turno de la nueva administración y los nuevos jerarcas para hacer frente a la cartera de infraestructura y obra pública en el país, con el reto de recuperar la credibilidad y confianza de la ciudadanía que debilitó el caso Cochinilla.

De acuerdo con especialistas consultados para este reportaje, para devolver parte de esa credibilidad a la ciudadanía uno de los retos que afrontará la nueva administración será modificar los requisitos cartelarios bajo los que se eligen las empresas constructoras de infraestructura y así evitar que sigan siendo las que están involucradas en investigaciones judiciales. 

“Conavi tendrá que plantear la nueva generación de los carteles no en estos, porque estos son pequeños, apenas para salir del paso, pero somos un país que tiene años de estar hablando de que las empresas que hacen conservación y mantenimiento deben de hacerlo por niveles de servicio, no solamente colocando una capa asfáltica y ya con eso se les paga sino que se paga según la calidad del servicio que se está prestando”, mencionó Christian Campos, consultor jurídico y experto en contratación pública.

Campos destaca que una de los puntos a favor que tendrá el nuevo Gobierno en este sentido será la entrada en vigencia de la nueva Ley de Contratación Pública, la cual contiene una recopilación de mejores prácticas internacionales de contratación pública. 

“Este Gobierno que empieza en pocos días va a entrar casi a la par de la entrada en vigencia de la nueva Ley General de Contratación Pública, esta legislación tiene un recopilación de mejores prácticas internacionales de contratación pública. Saber que el Conavi recientemente le dio 5 de 6 adjudicaciones a una de las empresas que ha sido cuestionada no tiene más explicación de que el cartel que se hizo fue más de lo mismo”, precisó Campos.

Pero más allá de la construcción de obra pública ¿Cuáles son otros  temas quedaron pendientes de atender en el ámbito de la infraestructura y deberá afrontar el nuevo gobierno?

El director ejecutivo del Colegio Federado de Ingenieros y Arquitectos (CFIA), Guillermo Carazo, mencionó que el ordenamiento territorial es uno de los retos, específicamente trabajar de la mano con las municipalidades para que se logre concretar la elaboración y actualización de planes reguladores. 

“Tenemos un problema porque tenemos una normativa que nos indica que en todos los cantones deben de tener planes reguladores actualizados a cada 5 años, la realidad es que muchas municipalidades no tienen plan regulador y las que tienen a veces duran 5, 10, 15 años sin actualizarlos y que la normativa actual hace que para una municipalidad actualizar el plan reguladores pude tomarle 6, 8 o 10 años. Hay cantones que tienen 15 años y no lo han logrado aprobar”, indicó Guillermo Carazo

El CFIA indicó que mantienen su compromiso de trabajar de la mano con el Gobierno en este tema. Foto: Archivo.

En este sentido, el director del CFIA señaló que incentivar el sector de la construcción será clave y ofrecer mejores opciones para acceso a bonos de vivienda para la clase media. Carazo añadió que en el tema de obras públicas hubo avances considerables pero también pendientes. 

“Si bien es cierto hubo bastante avance en infraestructura vial en estos 4 años respecto a las administraciones anteriores, también es cierto que nos hace falta seguir trabajando al menos en esa misma intensidad o una intensidad mayor. Por ejemplo, se inauguran pasos a desnivel importantes en circunvalación pero nos queda pendiente pasos a desnivel  en Hatillo, 3 para ser exactos, también nos queda pendiente un paso a desnivel en San Pedro, la calle del cementerio y todo lo que es Circunvalación Norte ”, explicó Carazo.

Algunas de las obras públicas que deberá atender el próximo Gobierno son: 

  • Hatillos: Eliminar semáforos, la construcción de un paso elevado en Hatillo 4 y Hatillo 8; así como un túnel de 2 carriles en Hatillo 6.
  • San José – San Ramón. Lote 2: Puente sobre el rio Torres, Intercambio de Circunvalación. 
  • Carretera San Carlos 
  • Ruta 32 (Río frío- Limón) 
  • Radial Lindora 
  • Carretera San José Cartago / Intercambio Taras- La Lima 
  • Mejoras en los intercambios de La Galera, paso a desnivel en Cirvunvalación, paso a desnivel en San Pedro, calle del Cementerio 
  • Ampliación a 4 carriles de ruta 35 por el tramo Muelle- Tablillas 
  • Intersección de la Costanera 
  • Ampliación de la ruta 27 

Un proyecto que el Gobierno de Carlos Alvarado decidió dejar de lado fue la construcción del nuevo aeropuerto en Orotina, el cual había sido impulsado por el anterior gobierno de Luis Guillermo Solís con un monto de inversión de $2.500 millones. 

Gobierno decidió no avanzar con el proyecto del nuevo aeropuerto en Orotina.

“En el Gobierno de Luis Guillermo Solís la situación fiscal no era tan grave, en el Gobierno de Carlos Alvarado la situación sí era delicada, lo que hacía difícil la inversión estatal y por otro lado creo que había un interés político de meterle fuerza a proyectos que pudieran concluir dentro de los 4 años de gobierno, en ese sentido, me parece que la resolución del ministro obedece a esos dos factores: el tema presupuestario y el tema de que le iban a dar prioridad a resolver problemas que la gente viese en el mediano y corto plazo”, señaló el politólogo, José Carlos Chinchilla.

Para la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (Uccaep) algo que no logró este Gobierno pero que el próximo debería de darle importancia es a tener una carpeta de proyectos a largo plazo

Desde Uccaep  tenemos una lista de proyectos que hemos impulsado que hemos propuesto el Gobierno que deben de desarrollarse, uno de ellos es a nivel portuario, que este gobierno logró activar el Consejo Nacional Portuario, en el cual tenemos representación, y hemos tratado de impulsar algunas iniciativas entre ellas la modernización de Caldera, sin embargo,  esa modernización no se ha dado y estamos a la espera de la licitación internacional para que se haga dicha modernización”, dijo Braulio Venegas, asesor de infraestructura de Uccaep.

El nuevo presidente, Rodrigo Chaves, anunció este martes a mediodía que el nuevo ministro de Transporte será Luis Amador Jiménez, cuya profesión es ingeniero civil y formó parte del Consejo de Administración del Conavi entre 2002 y 2006 como representante de la Uccaep.

Luis Amador vivió en Canadá los últimos años. Foto: tomada de la web.

Chaves reconoció que uno de los retos más importantes de esta cartera será devolverle la confianza a la ciudadanía.

Lea también: ‘Era PAC’: Casos de corrupción en obra pública sacudieron al Gobierno y agudizaron credibilidad en Conavi y MOPT

‘Era PAC’ Infraestructura: el caballo de batalla que la corrupción hizo explotar

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA