Los clásicos son una historia aparte, reza una frase muy popular en el fútbol.

Esa expresión es repetida una y otra vez en las filas de Alajuelense y en las de Saprissa, en las horas previas al enfrentamiento que sostendrán este miércoles en el Estadio Nacional.

Quedará por ver si el clásico es un cuento diferente al que vemos en el campeonato nacional, donde los manudos son el equipo más en forma, mientras que su archirrival es un desastre.

Con una victoria la Liga podría poner un paso en las semifinales, y quedar muy cerca de asegurar su presencia en una posible gran final.

“Nosotros siempre proponemos los partidos para ir a ganarlos, no va a ser una excepción el miércoles, sabemos de la importancia del partido primeramente para seguir manteniendo la línea de resultados que llevamos, de juego y en la tabla de posiciones, y también somos conocedores del extra de este partido; es un clásico, queremos regalarle a la afición una victoria, sabemos que es importante también para el vestuario y el cuerpo técnico poder tener un gran desempeño y llevarnos los tres puntos, y estamos muy enfocados en ello, con mucha responsabilidad y mucha conciencia de lo que significa el partido”, aseguró Albert Rudé, técnico manudo.              

Para hacer la faena completa, Alajuelense podría dejar a su archirrival viendo la clasificación como una utopía. Si Saprissa pierde, aún tendrá opciones de avanzar a semifinales, pero serían mínimas, por no decir que nulas.

Pero, además, dejaría a su archirrival ante un hecho histórico, ya que la S se mantendría en el último lugar, al que llegó hoy tras el empate de Santos, que lo supera en un punto.

Ganar el clásico le daría vida a Saprissa.

“De que nosotros en algún podamos tomar este juego como un revulsivo, sabiendo que Alajuela es un gran equipo, que está bien herido, que tiene buenos jugadores, que está en un momento emocional importante, pero el clásico normalmente tiende a ser muy parejo, independientemente del momento emocional en que está uno y otro, o las distancias circunstanciales que en este momento haya”, explicó el técnico morado Jeaustin Campos.

Alajuelense no le ganó a Saprissa ninguno de los últimos ocho clásicos. Su última victoria se dio en abril del 2021, cuando los morados llegaron también en un pésimo momento. Esa vez, en el Ricardo Saprissa, lo manudos lograron la mayor goleada en clásicos, al vencer 5-0.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA