Por medio de ayuda o bien, engaño a notrarios, delincuentes en el país están haciendo suyas propiedades que pertenecen a otras personas.

Según informó Melissa Lara, Fiscala Coordinadora del área de Fraude, la mayoría de las víctimas son personas mayores que no realizan hace ya algún tiempo movimientos registrales en sus propiedades o bien, extranjeros que compraron alguna propiedad y salieron del país.

Actualmente ha aumentado el robo en esta modalidad mediande personas que alquilan propiedades o intentan venderlas. Muchas veces, los delincuentes ofrecen una propiedad como método de pago y finalmente, la propiedad pertenece a terceras personas y el pago nunca se realiza.

El Registro Nacional de la Propiedad recomienda consultar el estado de su propiedad al menos cada 3 meses y además, gestionar en el registro una alerta que se informa si se realizó algún movimiento y si usted lo aprueba o no.

También solicita a los notarios extremar medidas de seguridad con sus clientes.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA