Las inundaciones que dejó el temporal de la semana pasada aún tiene aisladas a varias comunidades en la Zona Norte del país, donde solo se puede llegar en bote.

Entre Boca de San Carlos y Cureña de Sarapiquí  no hay paso, mientras en Cureñita las casas están literalmente sobre el agua.

Así lo relataron vecinos de esas zonas al periodista Octavio Barrantes, del medio local RCP Noticias.

De acuerdo con ese medio, en Cureña hay 27 personas en una misma vivienda.

Hasta este lunes las autoridades de socorro no habían ingresado a la zona donde los pobladores carecen de agua potable y comida. Junto a eso, hay personas enfermas con diabetes e hipertensión y sin medicamentos

Para llegar a esos sitios, se tarda al menos 15 minutos en bote sobre el río San Juan.

Según RCP Noticias, en los Chiles también la situación es complicada y el nivel de agua ha subido.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA