Las buenas noticias siguen llegando para los seguidores rojinegros. Este jueves se anunció el proyecto más grande de la actual administración: la construcción de un nuevo estadio.

Alajuelense busca tener un escenario con mayor capacidad, más moderno y con más comodidades para los aficionados, además de que sea un lugar que le genere ingresos por la realización de eventos y por los recursos que ingresen de los locales comerciales con que cuente el complejo.

Será un estadio con capacidad para 24 mil personas, 7 mil más que el aforo original del Alejandro Morera Soto. De esta forma se convertiría en el segundo escenario deportivo que acepte más aficionados, solo superado por el Estadio Nacional.

La obra tendría un costo de $30 millones de dólares y se estrenaría en los primeros meses del año 2025.

La directiva manuda decidió que lo mejor es construir la obra bajo la figura de un fideicomiso, que iría liberando el dinero conforme vayan ingresando recursos por la venta de sillas y palcos del nuevo escenario.

“Nosotros consideramos que este estadio debe construirse como se hacen todos los estadios alrededor del mundo, que es con la venta de localidades, de los palcos, de las sillas, y el fideicomiso podrá empezar a autorizar los dineros hasta que lleguemos a cierto nivel de recaudación que le dé solidez al proyecto”, aseguró el presidente de Alajuelense Fernando Ocampo.

El lugar escogido para la construcción del nuevo estadio está en Turrucares de Alajuela, al frente de donde está el Centro de Alto Rendimiento de Alajuelense. Aunque el lugar tendría dos rutas de acceso, la principal es la 27, la cual se colapsa muy fácil cuando hay un mayor flujo de vehículos. No obstante, Rodrigo Van Der Laat, encargado de la obra, aseguró que hicieron los estudios necesarios y que escogieron ese lugar por la cercanía con el CAR y lo accesible que es.

“Hicimos un análisis de accesibilidad de las diferentes rutas de acceso al estadio, nos dio una muy buena accesibilidad en esta ubicación, también la exposición hacia la Ruta 27 que nos permitiría a nosotros también utilizar el estadio para vender publicidad”, explicó Van Der Laat.

Los manudos pretenden coordinar con diferentes entes públicos y privados para que además de llegar en vehículos particulares, los aficionados puedan acercarse al estadio tanto en buses como en tren.

Bryan Ruiz, capitán manudo, mostró su ilusión al ver lo que sería el nuevo estadio, y lo comparó con otros escenarios en donde jugó.

“Me ilusionó mucho ver que la Liga está pensando en futuro, pensando en modernizarse, pensando en ser un equipo de primer nivel, no solo en Centroamérica sino que creo que a nivel mundial. En Europa estos son los estadios que se ven, son las situaciones que vemos allá y esto es lo que hacen los mejores equipos del mundo, así que muy ilusionado”, dijo Ruiz.

El proyecto requiere el aval de los socios, quienes el 8 de mayo, en Asamblea Extraordinaria, decidirán si habrá o no nuevo estadio.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA