Hasta hoy, la carrera como técnico del menor de los Wanchope ha sumado más decepciones que éxitos. No obstante, sigue buscando en el banquillo la gloria que tuvo como jugador.

Ni en sus dos periodos con Herediano, ni con Cartaginés, ni con Uruguay de Coronado en segunda división ni con la Selección Nacional, la etapa de entrenador de Paulo César Wanchope ha estado lejos de las expectativas.

Ahora, eligió dirigir a Pérez Zeledón, un equipo venido a menos en el último año y que pasa una situación complicada en la tabla.

El técnico toma una brasa ardiendo. Los Guerreros del Sur tienen un balance bastante negativo en los últimos tres torneos. Su rendimiento en los 43 juegos disputados en el Clausura y Apertura 2020 y en el Clausura 2021, es de un 31%, tras conseguir 10 victorias, 10 empates y 23 derrotas.

Es decir, la cantidad de pérdidas supera la cifra de triunfos y empates juntos.

Con solo cuatro puntos en el presente certamen, los generaleños están en la parte baja de la tabla, con peligro de quedarse en el último lugar.

Para Wanchope será un gran reto. Pérez Zeledón es su oportunidad para lograr éxitos deportivos y relanzar su carrera. Para esto, dice que ha aprendido las lecciones del pasado, tanto de lo vivido en la cancha como fuera de ella.

Para el ahora técnico generaleño, una de las principales herramientas para que Pérez Zeledón salga del mal momento, es hacer respetar su casa, algo que olvidó hacer. De los últimos 21 partidos disputados como loca, solo ganó 6, perdió 8 y empató 7.

A Wanchope lo acompañará como asistente Luis Fernando Fallas, quien inició el certamen como técnico de Limón, pero dejó al equipo caribeño por diferencias con la directiva.

Precisamente Limón será su siguiente rival, luego recibirá al Deportivo Saprissa.

Publicidad Currículo Electoral - Conozca los candidatos a la Presidencia de Costa Rica
www.youjizz.center
http://pornxvideos247.com
https://sexvids.porn/