Contraloría autoriza a la Caja compra urgente de batas desechables por más de ¢2.000 millones

Las batas desechables son equipo indispensable en la protección del personal vinculado con la atención de pacientes de la covid-19 o sospechosos. Foto: Archivo

La Contraloría General de la República le autorizó a la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) una contratación directa urgente por más de ¢2.000 millones para la adquisición de mascarillas desechables destinadas al personal médico responsable de la atención de la pandemia.

La Caja alegó que no cuenta con estos artículos en su área de Almacenamiento y Distribución los cuales son fundamentales para garantizar la protección al personal de salud expuesto a pacientes contagiados o con alto riesgo de contagio.

De acuerdo con el ente asegurador, la demanda de batas desechables impermeables presenta un aumento desproporcionado en su consumo a partir de marzo 2020.

“El consumo a ese mes era de 14,36 unidades y, al mes de setiembre el despacho fue de 277,88 unidades; lo que representa un incremento de 1835,10% mensual dado la cantidad de los casos sospechosos y
positivos de Covid-19″, justificó la Caja ante la Contraloría.

La Contraloría instó a la Caja para que en aras de la transparencia en las compras públicas incluya en su página web la actividad contractual realizada, “lo anterior por cuanto es un derecho de la ciudadanía que pueda acceder a la información relacionada con el manejo de los fondos públicos y sus compras, lo cual debe ser proporcionado por la Administración contratante, mediante el uso de los canales autorizados para el tema de compras públicas”.

Publicidad Investigación Especial: Maleteros del Oro

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Por favor escribe tu nombre aquí