Con un 81% de rendimiento, el técnico Andrés Carevic está firmando su mejor torneo con Alajuelense. No obstante, en el aire aún deambulan destellos de duda, luego de dos campeonatos en los que los manudos se han ido con las manos vacías a pesar de ser favoritos.

Los rojinegros ya se aseguraron un campo en una posible final y podrían ser campeones si ganan la segunda ronda. Durante la primera fase han tenido un desempeño envidiable: han ganado el 100% de sus puntos como visitantes y son el equipo más goleador del certamen, con un promedio de dos anotaciones por juego.

No obstante, eso no significará nada si se repite la historia de los últimos dos torneos.

El Apertura 2019 fue el primer certamen en que el argentino se sentó en el banquillo rojinegro. No pudo iniciar de mejor forma tras ganar la primera fase con solvencia y romper el récord de puntos en torneos cortos. El conjunto erizo era favorito indiscutible y parecía que la ansiada 30 llegaría. Pero perdieron la segunda fase ante Herediano, quienes luego se coronarían campeones en Alajuela tras los lanzamientos desde el punto de penal.

El Clausura 2020 se presentó como una oportunidad de redención para Carevic, quien quedó mal parado tras el fracaso obtenido en diciembre. No fue el mejor torneo para los manudos, pero aun así se metieron en la final de la segunda fase, en la que no pusieron el mínimo de resistencia a su archirrival, el Deportivo Saprissa.

Ganar la primera fase no es garantía de nada para los erizos, por lo que buscarán ganar el campeonato sin tener que jugar una gran final.

“El objetivo de nosotros es que no se llegue a esa gran final, porque si se llega a tener que jugar esos dos partidos ningún equipo tendrá ventaja y será mucha presión para nosotros que somos los que llegamos ahí”, aseguró el capitán Bryan Ruiz.

Tanto Ruiz como el técnico Andrés Carevic, resaltan que, de cara a las semifinales, cuentan con un equipo muy maduro que tiene claro que no pueden bajar los brazos. Ambos coinciden que Alajuelense cuenta con jugadores de mucho peso y liderazgo, que han permitido tener un grupo sólido tanto deportivamente como mentalmente.

“Tenemos un muy bien camerino, tenemos gente de jerarquía que está manejando muy bien el vestidor con la parte de que hay que tener los pies sobre la tierra, de que hay que seguir trabajando duro, que todavía no hemos ganado nada. Claro que vamos por buen camino, por buena línea”, manifestó el técnico Andrés Carevic.

Con ellos coincide el exvolante argentino Pablo Izaguirre, quien cree que esta Liga es diferente gracias al aporte de jugadores de experiencia que pasan por buen momento y que han liderado un equipo más fuerte.

El liderazgo de Bryan Ruiz puede ser determinante en la fase final. Foto: CORTESÍA ALAJUELENSE

“¿Qué se ve diferente ahora en Liga Deportiva Alajuelense? La llegada de Bryan Ruiz es determinante; Alex López ha tenido más protagonismo y también lo de Álvaro Saborío y Jonathan Moya es importantísimo. La Liga va encaminada, sino habrá ninguna sorpresa, va encaminada a este título”, opinó Izaguirre.

Si las semifinales fueran hoy, los manudos enfrentarían a Limón, sublíder del grupo B. Saprissa y en menor medida San Carlos, tienen opción de quitarle el segundo puesto a los caribeños. La otra semifinal está prácticamente definida y sería entre Cartaginés y Herediano.

Alajuelense cerrará la primera fase con duelos ante San Carlos de visita, y ante Limón en casa.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA