Regionalizar y fortalecer la capacidad de diagnósticos de laboratorio para detectar la presencia de virus SARS-CoV-2 es lo que procura la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) en el corto plazo.

Con ese fin, a partir de esta semana se sumará a la red de diagnóstico covid-19, el laboratorio clínico del hospital Nacional de Geriatría y Gerontología, que procesará muestras de ese centro médico y de diferentes establecimientos de la red de servicios de la institución.

Además, en las próximas semanas, entrarán en funcionamiento nuevos laboratorios de diagnóstico molecular de los hospitales Enrique Baltodano Briceño (Liberia), Tony Facio Castro (Limón) y Fernando Escalante Pradilla (Pérez Zeledón).

A esta estrategia se unió la puesta en marcha de los nuevos laboratorios de los hospitales Maximiliano Peralta Jiménez que brinda atención a toda la red de Cartago y Monseñor Víctor Manuel Sanabria Martínez, que atiende la región Pacífico Central, así como el fortalecimiento del laboratorio del hospital México.

Asimismo, incluye el desarrollo de un segundo laboratorio en el Hospital Calderón Guardia que permitirá apoyar el análisis de muestras covid-19 de los establecimientos de la red de servicios de la CCSS.

“En este momento, en toda la CCSS hay capacidad para hacer 2.300 pruebas, sin contar las que realizará el Blanco Cervantes, pues con esas serían 2.500 y así vamos sumando, pues cada hospital que se suma, agrega entre 200 y 250 más. Entonces, nosotros al final de este proceso estamos esperando procesar entre 3.500-4.000 muestras”, detalló a doctora Angie Cervantes Rodríguez, microbióloga de la dirección de Desarrollo de Servicios de Salud de la CCSS.

Estos nuevos laboratorios de diagnóstico molecular se desarrollaron gracias a la inversión realizada por la CCSS y las donaciones del Organismo Internacional de Energía Atómica, la Fundación Costa Rica Estados Unidos para la Cooperación (CRUSA), la Cámara Costarricense-Norteamericana de Comercio de Costa Rica (AmCham) y la Alianza Empresarial para el Desarrollo (AED).

“Logramos recoger un $1.850.000; más de 137 empresas participaron y donaron y también más de 300 personas lo hicieron a título personal. Eso nos permitió donarle a la CCSS, 61.000 kits de pruebas de covid-19 y 30 máquinas para el diagnóstico, ahora ellos están regionalizando las pruebas, y para nosotros es una gran satisfacción poder impactar positivamente en este tema del testing, y permitir que exista un buen balance entre que la gente trabaje, la economía prospere y que nos cuidemos”, comentó Gisela Sánchez, presidente de AmCham.  

Por su parte, el objetivo de la Caja es que el diagnostico llegue a las personas de una forma más rápida y efectiva.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA