Mick Schumacher, el hijo de la leyenda de la Fórmula 1 Michael Schumacher está muy cerca de tener su debut en Fórmula 1 este año, incluso tendría su campo ya reservado en la parrilla de los 20 del 2021 con el equipo de Alfa Romeo.

Por eso recordamos los inicios del Káiser en este deporte, y es que hace casi 30 años el nombre de este legendario piloto se figuró por primera vez en el paddock de la f1.

Michael Schumacher, el más laureado de la historia de Fórmula 1, ganando siete campeonatos mundiales. Debutó en la categoría en 1991 con 22 años, uno menos de los que tiene actualmente su hijo, en aquella ocasión debutó por casualidad en el equipo Jordan, que perdió a uno de sus pilotos.

En unas pruebas días antes del Gran Premio de Bélgica el Káiser había dejado a todos con la boca abierta, ante la urgencia de un piloto tuvo su primera oportunidad, terminó sétimo en Spa después de una muy buena salida, pero algunos problemas mecánicos, aún así dejó una gran primera impresión.

Schumacher  llegaba a la Fórmula 1 en condiciones diferentes a las que atraviesa su hijo Mick, en los 90 el trampolín al Gran Circo era la Fórmula 3000, en 1990 disputó algunas fechas del Campeonato Mundial de Resistencia, obteniendo una victoria en México y dos segundos puestos más.

Ese mismo año se coronó campeón de la Fórmula 3 alemana, y triunfó en el Gran Premio de Macao de Fórmula 3. En 1991 llegó en quinto lugar en las 24 Horas de Le Mans, con solo 22 años.

El talento del alemán era obvio, en 1992 tuvo su puesto en el “Gran Circo”, ese año obtuvo su primera y única victoria de la temporada, también en el Gran Premio de Bélgica.

Mientras Michael tuvo que abrirse camino como un completo desconocido, Mick de 21 años lleva el peso de su apellido, se espera que debute en las carreras de clasificación este año, pero todo apunta a que ya tiene su lugar en el 2021, pero esto se confirmará al final de la temporada.

El heredero del mejor piloto de todos los tiempos, según las estadísticas, ha sido un piloto de cocimiento lento, su nombre llama la atención, pero le ha tomado algún tiempo sobresalir.

Prueba de ello es que necesitó temporada y media para empezar a ganar en la F3, donde fue campeón en 2018, terminó arrasando en esa categoría. En la F2 le ha sucedido algo similar, ahora es el favorito y líder de la F2, a falta de cuatro carreras.

Su prueba de fuego será en la temporada del próximo año, como piloto de la academia Ferrari debutará con Alfa Romeo, como compañero de Kimi Raikkonen, quizá también le tome una temporada adaptarse y volver a ganar. Pero también enfrentará a jóvenes de gran talento como Charles Leclerc y Max Verstapen, quienes con 22 y 23 años respectivamente, ya acumulan mucha experiencia y algunos podios en la máxima categoría del automovilismo.

Mick estuvo apunto de sustituir a Antonio Giovinazzi el pasado fin de semana en Eifel, debido a un test no concluyente de Covid-19, pero en el segundo test dio negativo, demostrando que el hijo de la leyenda desde ya es la primera opción para sustituir al italiano es esa escudería.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA