España y Alemania, que sellaron un empate el jueves, tuvieron suerte dispar este domingo en Liga de las Naciones, torneo que trajo de vuelta el futbol internacional de selecciones.

En esta nueva jornada la ‘Roja’, con su precoz goleador Ansu Fati, avasalló 4-0 a Ucrania y dio un paso más a semifinales de la competición, mientras que la ‘Mannschaft’ tropezó en Suiza (1-1)

En esta Liga A que reagrupa a las selecciones más potentes del continente europeo, y de la que saldrán los cuatro líderes de grupo que disputarán las semifinales de la Liga de las Naciones, España dio un paso al frente con su victoria ante Ucrania, que había ganado a Suiza en su estreno, y con la neutralización entre teutones y helvéticos.

Más allá del resultado en el estadio Alfredo Di Stéfano de Madrid, la noticia vino del pie de Ansu Fati, goleador más joven de la historia de la selección española, a sus 17 años y 311 días, al marcar el tercer tanto de la Roja, en el minuto 32.

El jueves contra Alemania, en Stuttgart, en el primer partido de la Liga de las Naciones, Fati ya se había hecho un hueco en la historia de la selección española al convertirse en el segundo jugador más joven en entrar en juego en un partido de la Roja.

Por su parte, el nuevo empate de los teutones, hizo justicia a lo ofrecido por los dos equipos sobre el césped y  deja a la Mannschaft en tercer puesto de su grupo, con dos puntos en dos fechas, por detrás de España (4 puntos) y Ucrania (3 puntos).

El sábado, pero aún en la primera fecha de su grupo, la campeona del mundo, Francia derrotó 1-0 a Suecia en Solna;  la campeona de Europa, Portugal goleo 4-1 a la subcampeona del mundo Croacia, e Inglaterra pasó sudores fríos para ganar 1-0 ‘in extremis’ en Islandia.

En tanto, el viernes, Italia y Bosnia empataron a uno y Holanda venció 1-0 a Polonia. 

En el ‘grupo de la muerte’ (A3) de esta competición auspiciada por la UEFA para sustituir a los partidos amistosos, un gol de Kylian Mbappé (41) hizo justicia para unos ‘Bleus’ que gozaron de más ocasiones que sus rivales suecos.

Con Adrien Rabiot como titular, en su regreso a la selección francesa tras más de dos años de ausencia, y pese a un penal fallado por Antoine Griezmann en el tiempo de descuento, los campeones del mundo logran de este modo colocarse en cabeza de ese grupo de la Liga A (3), empatado a puntos con Portugal.

Para este primer partido de la temporada, casi diez meses después del último jugado en noviembre de 2019 en Albania (2-0), Deschamps recondujo el mismo sistema que en Tirana: una zaga con tres defensas centrales, una línea de cuatro en el mediocampo y Antoine Griezmann como jefe de orquesta de un ataque completado por Olivier Giroud y Mbappé.

Los pupilos de Didier Deschamps comandan así su llave con 3 puntos, los mismos que Portugal, vigente campeona de la competición, que goleó a una Croacia en la que no estaban presentes sus estrellas Ivan Rakitic y Luka Modric.

Joao Cancelo (41), Diogo Jota (58), Joao Felix (70) y André Silva (90+5), anotaron para la Seleçao en el estadio del Dragón de Oporto.

Croacia, próximo rival de Francia el martes en una reedición de la final del Mundial-2018, redujo el marcador por medio de Bruno Petkovic (90+1) al término de un partido marcado por la ausencia de Cristiano Ronaldo, baja debido a una infección en el pie.

Y eso que el resultado podría haber sido más abultado si los postes no hubiesen salvado en tres ocasiones a Croacia.

En la llave A2, la Bélgica de Roberto Martínez, sin Eden Hazard ni Kevin De Bruyne, se impuso a Dinamarca por 2-0.

En el mismo grupo A2 más problemas pasó la Inglaterra de Gareth Southgate en Islandia, la selección que la apeó en octavos de la última Eurocopa.

Esta vez le sonrió la victoria con un penal transformado en el tiempo de descuento por Raheem Sterling (90+1), aunque la selección inglesa habría podido ser empatada a continuación, ya que Birkir Bjarnasson falló otro penal también en los minutos adicionales (90+3).

Semifinalista del Mundial de 2018, y acostumbrada a marcar muchos goles en la campaña de las eliminatorias de la Eurocopa-2020 (37 tantos en ocho partidos), la selección inglesa creía estar recuperada de la pesadilla de 2016.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA