• Ligas menores y segunda división están sin competencias, por lo que la máxima categoría mantiene con ritmo a las jugadoras Sub-20.

La Sub-20 femenina ya suma cinco semanas de entrenamiento desde su reanudación. Pese a tantos meses de inactividad en el deporte en general, esta selección se ha visto beneficiada con el arranque del campeonato de Primera División.

Y es que pese a ser jugadoras muy jóvenes (menores de 20 años), son muchas las que tienen actividad en este torneo, cumpliendo roles importantes dentro de sus equipos. Lo contrario ocurre en el torneo de Primera División masculina, donde se tuvo que implementar una regla para que los equipos les den minutos a los jugadores sub-20.

“En la Primera División masculina cuesta ver que se les dé oportunidad a muchachos tan jóvenes, pero en el fútbol femenino es algo que ha pasado desde hace mucho tiempo, todos los equipos tienen esa práctica, quizá por eso a los entrenadores de esta liga no le da miedo dar responsabilidades a las sub-20, pese al riesgo que esto pueda traer”, explicó Mónica Malavassi, ex­jugadora y comentarista.

De esta selección forman parte jugadoras como Fabiana Solano, quien hasta el pasado viernes fue la arquera titular de coronado, pero ahora jugará en la liga universitaria de Estados Unidos. También hay que mencionar a Stephanie Blanco, que este año también se convirtió en legionaria y juega en la Liga Española. En el torneo local podemos mencionar a Valeria del Campo, defensora y pieza vital del Deportivo Saprissa.

Harold López, técnico de esta selección, ratifica la importancia de que las jugadoras tengan ritmo de competencia, lo cual no sería posible si este fenómeno no se diera en el balompié femenil, ya que las ligas menores y la segunda división no tienen competencia desde hace meses.

En tema de selecciones femeninas solamente la Mayor y la Sub-20 están habilitadas para entrenar. Por lo que es una gran ventaja que esto se dé, principalmente por las circunstancias a las que ha se han llegado por la pandemia, ya que solo faltan cinco meses para la inauguración del Mundial.

“Que el torneo se esté realizando nos ha ayudado mucho porque las muchachas han ido subiendo el nivel y con algunas, que a lo mejor no tienen mucha participación, se les mete un poquito más de cargas”, declaró López.

Las últimas dos semanas el timonel ha podido entrenar con el grupo completo, ya que antes no había sido posible tener a las 26 jugadoras, debido a los juegos programados entre semana.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA