Esta semana Ana Isabel Sanz y su esposa  Christine Unold recibieron la noticia que habían esperado desde hace 10 años.

El Registro Civil les notificó que sus tres hijos podrán llevar el apellido de sus dos madres, pues hasta el momento habían sido registrados con los apellidos de solo Isabel, como madre soltera.

Sanz de origen costarricense español y Christine de nacionalidad suiza , aseguran que el no poderle dar el apellido a sus hijos las puso todos estos años en una situación de vulnerabilidad en asuntos de custodia.

Relata que incluso una vez en el aeropuerto de Alemania las cuestionaron bajo sospecha de tráfico ilegal de niños. El motivo de la sospecha era que los niños aparecían con apellidos diferentes en los pasaportes de Costa Rica, respecto de los de España y Suiza.

Esa triste experiencia pasó a la historia con el reconocimiento hecho por el Registro Civil.

VEA: El matrimonio igualitario es un hecho; país debe avanzar ahora hacia la aceptación y el respeto

Isabel es la presidenta de la Asociación Familias Homoparentales y Diversas de Costa Rica, formada en el 2012 y asegura que con este reconocimiento a sus derechos se abre una esperanza para 1.100 homoparentales que existen en el país, a las cuales hasta el momento el Estado no les había reconocido como se debía.

Los hijos de la pareja tenían apellidos de ambas madres y al llegar a Costa Rica, el Registro Civil se los cambió.
Publicidad Conozca más de la Investigación Pandora Papers
www.youjizz.center
http://pornxvideos247.com
https://sexvids.porn/