300 nicaragüenses varados en la frontera norte recibirán la prueba de covid-19 este viernes

ONG ofrece ayuda a nicaragüenses varados en Peñas Blancas

Gracias a una colecta realizada por organizaciones de la sociedad civil, este viernes 31 de julio se realizarán las pruebas de covid-19 a unos 300 nicaragüenses varados en la frontera de Peñas Blancas.

Publicidad Denuncie en el PANI

Se espera que una vez obtengan el resultado, puedan continuar el viaje de regreso a su tierra natal.

Los migrantes tienen casi dos semanas en la frontera a la espera de que se les permita el regreso a su país. No obstante, esto ha sido imposible ya que el gobierno de Daniel Ortega les exige un certificado de laboratorio donde conste que no están contagiados de coronavirus.

Debido al costo de estas pruebas y las precarias condiciones económicas de estas personas no han podido cumplir con este requisito.

Los recursos para los exámenes los recaudaron la Fundación Arias para la Paz y la Asociación Centro de Derechos Laborales sin Fronteras de Costa Rica.

“Hemos hecho un recorrido para verificar la situación de las personas nicaragüenses que se encuentran estancadas en la frontera entre Costa Rica y Nicaragua. También queremos informar que las organizaciones de la sociedad civil se han organizado para contratar una empresa privada para realizar las prueba covid a estas personas, esta es una iniciativa de estas ONGs y la empresa privada” Raquel Vargas, Directora de Migración.

Entretanto, Fidelina Mena, del Centro de Derechos Laborales sin Fronteras de Costa Rica indicó que los test se efectuarán mañana viernes.

“Tenemos ocho días de estar ahí, de verificar cuáles son las poblaciones que están, cuales son las más vulnerables”, manifestó Fidelina Mena, del Centro de Derechos Laborales sin Fronteras de Costa Rica. Se estima que en total hay cerca de 500 personas ahí varadas.

Este apoyo es únicamente para las personas ahí varadas y se dará prioridad a los más vulnerables.

“La prioridad para aplicarles el test la tendrán las personas más vulnerables como: mujeres embarazadas, adultos mayores, niños, mayores de edad y aquellas personas que los médicos puedan indicar que tienen un riesgo inminente y que sea probado” Fidelina Mena, Centro de Derechos Laborales sin Fronteras de Costa Rica.

Hace una semana Costa Rica emitió también la directriz de exigir el resultado negativo de la prueba de covid-19 a quienes pretendan salir del territorio nacional hacia Nicaragua esto con el fin de que no sean devueltos por el gobierno de Ortega.

Costa Rica también abrió la posibilidad a estos ciudadanos nicaragüenses de anular la solicitud de salida y volver a suelo costarricense, pero ninguno quiso hacerlo.

Muchas de estas personas son trabajadores que se habían establecido en Costa Ria, pero ante la caída de oportunidades laborales provocada por la pandemia optaron por regresar a su país.

Pese a los múltiples llamados de organizaciones de Derechos Humanos al gobierno de Nicaragua para que permitiera el ingreso de sus ciudadanos, éste no ha lo ha permitido.