Manfred Ugalde fue descubierto en una final de juegos estudiantiles, el partido tenía como escenario la cancha del CES, ubicada en Belén de Heredia. Y, sin duda, el joven estudiante no imaginaba que desde ese momento su vida cambiaría para siempre.

El responsable, Paulo Wanchope, exgerente morado, desde que supo de él le dio mucho seguimiento y fue cuando dio con su parader , ya que el estudiante que deslumbró sus pupilas formaba parte de una escuela de prospectos del Club Sport Herediano, donde no gozaba de un gran momento y mucho menos oportunidad.

“Fue durante mi gestión como gerente deportivo del Saprissa, vi la gran facilidad con la que hacía goles, goleador natural, se desplazaba bien por el área, para la edad anticipaba bien”, explicó Paulo Wanchope.

Años después, nuevamente Saprissa se convirtió en noticia logrando una venta llamativa al colocar a Manfred en Bélgica. Es un acto lleno de expectativas altas, porque el jugador está en los medios desde su debut en Primera División, con un gol ante Limón FC. Su estilo de juego gusta y lograr marcar una gran diferencia.

En Costa Rica, las ventas tan renumeradas y de esta forma son muy pocas, algunas en los noventa fueron las de  Froylan Ledezma fue vendido al Ajax de Holanda y  la colocación de Paulo Wanchope en el Viejo Continente, donde marcó un gran paso por el fútbol de Inglaterra.

Posteriormente, vino la venta de Bryan Ruiz, también al fútbol de Bélgica, y posteriormente a otros países europeos, donde logró desarrollar una carrera por diez años, destacando siempre por su nivel futbolístico.

A inicios de la década, Joel Campbell, a una edad muy temprana, se convirtió, al igual que Manfred, en legionario con poco tiempo de obtener su cédula de identidad. En ese momento, Joel se marchó al Arsenal, que compró su ficha y Saprissa recibió una gran remuneración económica.

Son muy pocos los jugadores nacionales que logran consolidarse en las ligas europeas, marcar una trayectoria y mantenerse en el nivel de las expectativas que fueron cedidos.

“Conozco sobre Manfred, yo pregunté a unos amigos cuando supe que se marchaba, pero creo que irse a una segunda división no es lo mejor, al menos no lo veo así”, detalle el jugador nacional Bryan Ruiz.

Ruiz jugó en el fútbol de Bélgica en sus primeros pasos por Europa y conoce muy bien su dinámica.

Ugalde, de 18 años, se va como campeón nacional y como campeón Liga Concacaf y como el joven mejor valorado de dicho torneo el año anterior, razones por las que los morados confían en que sí puede dar un gran paso y marcar una nueva página para la historia del fútbol tico.

“A él se le trabajó en procesos, incluso con el anterior cuerpo técnico y luego se le habló a Walter de él para que lo observara  y determinara, la idea fue poder canalizar su talento de la mejor forma”, agregó Enrique Rivers , visor de liga menor y coordinador en Saprissa.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA