La Contraloría General de la República autorizó a la Caja de Seguro Social (CCSS) la compra directa de cuatro ventiladores pulmonares urgentes para la atención de pacientes Covid-19.

El aval que dio el ente contralor es por un monto máximo de $142.000. Es decir, cada equipo tiene un costo promedio de $35.500.

Los equipos son específicamente para las unidades de cuidados intensivos (UCIs) por lo que las características técnicas de estos ventiladores son muy detalladas para ser usados en dichas áreas.

Y es que solo este miércoles se reportaron 188 personas hospitalizadas con Covid-19, de las cuales, 31 estaban en una UCI.

LEA: Tres personas con Covid-19 fallecieron la mañana de este miércoles; Salud reporta 504 nuevos contagios

La Caja ya ha realizado procedimientos de compra de este tipo de ventiladores, pero a la fecha la institución no ha podido recibir la mayor cantidad de equipos porque las empresas se han visto afectadas a la hora de obtener los suministros de insumos, retrasando así la fabricación.

LEA: Investigación regional: Costa Rica entre los países con mejores precios en compra de respiradores para pacientes con Covid-19

Además, ha habido afectación en la logística de traslados con lo que las entregas también han sufrido retrasos.

Al 7 de julio, la entidad aseguradora solo había recibido 22 de los 311 equipos contratados de manera urgente en marzo, poco después de detectado el primer caso positivo de conavirus.

LEA: CCSS solo ha recibido 22 de los 311 ventiladores pulmonares comprados en marzo

De acuerdo con el Dr. Mario Ruiz, gerente Médico de la CCSS, esto coloca al país en una situación de vulnerabilidad ya que este tipo de equipos son indispensables para la atención de la emergencia nacional, “más en estos momentos en los cuales se está presentado un incremento importante de casos de Covid-19 que afectan en forma directa la capacidad resolutiva de los centros médicos”.

Este tipo de compra directa es permitida en el artículo 140 del reglamento a la Ley de Contratación Administrativa, que indica que en situaciones de urgencia se puede prescindir de una o todas las formalidades de los procedimientos de contratación.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA