A partir de este viernes la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep) inspeccionará a los prestadores de servicios, debido a que existen gran cantidad de quejas que reportan los ciudadanos por altos cobros en sus recibos.

Al respecto, el regulador general, Roberto Jiménez, externó su preocupación debido a dichos reclamos en las facturas de agua y luz. 

Este 2020 han reportado 96 quejas en electricidad, mientras que en el 2019 fueron 138.

Por ejemplo, de las 124 quejas del agua,  Acueductos y Alcantarillados y la Empresa de Servicios Públicos de Heredia tienen 104 descontentos.

La directora de Atención al usuario, Gabriela Prado, manifestó que diariamente atienden 90 consultas y en los últimos días se incrementó a 190 por día. Incluso, hay un 85% de problemas en la facturación.

Prado hizo un llamado a los clientes para “que revisen sus facturas, en caso de presentarse alguna anomalía recomienda ir donde el prestador de servicios y si no recibe una respuesta debe poner la denuncia en la Aresep”.

Asimismo, el intendente de Agua, Álvaro Barrantes, enfatizó que han visualizado problemas de los operadores como el rezago en el sistema de facturación y servicios. Inclusive, en algunos casos cobran por estimaciones.

Barrantes recordó que: “La reglamentación del 2015 señala que Acueductos y Alcantarillados no puede cortar el servicio hasta que se corrija la queja”.

El jerarca afirmó que con el Impuesto de Valor Agregado (IVA), en la facturación las tarifas son mayores, y progresivas.

El intendente de Electricidad, Marco Cordero, dijo que: “El Impuesto de Valor Agregado (IVA) ya se aplica al servicio eléctrico, siendo que hay usuarios que pagan hasta un 28% de impuestos en su facturación”.

Cordero agregó que: “Hay cuatro aspectos fundamentales: la lectura, el consumo, el precio y el IVA, este último trasladado al servicio eléctrico”.

Según el jerarca, hay unos 74 mil usuarios que consumen más de 280 kilovatios, datos que no aparecen en la facturación de marzo pasado.

El presidente de la Cámara de Empresas de Distribución de Energía y Telecomunicaciones (Cedet), Allan Benavides, aseveró que: “En múltiples oportunidades le advirtieron a la Aresep sobre el impacto en las tarifas eléctricas por causa del IVA”.

Benavides aprovechó para hacer un llamado al gobierno y a los diputados para que se elimine el IVA en los consumos mayores a 280 kilovatios y en las compras de energía que hacen las distribuidoras al Instituto Costarricense de Electricidad, ICE.

Ante la respuesta de varias empresas de servicios públicos en la que culpan a los usuarios de las altas facturaciones de agua y electricidad, el presidente de Consumidores de Costa Rica, Erick Ulate, rechazó esta idea y recordó “la responsabilidad de velar por la correcta lectura y facturación que le corresponde exclusivamente a las empresas de servicios públicos regulados por la ARESEP”.

El vocero de Acueductos y Alcantarillados (AyA),  Wilberth Quesada, indicó que: “Tienen dos meses de no aplicar la lectura del consumo real en los hidrómetros”.

Según dijo Quesada, en la época seca hubo un aumento en el consumo de agua en los hogares, la aplicación de las medidas de higiene contra el Covid-19, la implementación del teletrabajo y los aumentos tarifarios que se aplicaron a partir de febrero pasado, podrían explicar las facturas atípicas que han percibido algunos usuarios.

Quesada aseguró que desde el 20 de marzo y hasta mediados de mayo, AyA realizó la facturación estimando el consumo con base en los registros históricos, y no a partir de la medición real que registran los medidores.

Ante esta situación en la Aresep les recomendó a los abonados conocer cuántos metros cúbicos y kilovatios hora consume la familia para detectar cualquier cambio.

 

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA