Una mujer de 26 años de edad se convirtió en la onceava victima mortal por Covid-19 en el país .

Según lo dio a conocer el Ministerio de Salud, el caso de esta joven es totalmente atípico a los registrados en los últimos meses, ya que sería la primera persona en ser detectada como positiva después de su muerte.

El informe judicial indica que la paciente fue declarada como fallecida en la Clínica de Guatuso el 30 de mayo a las 10:36 a.m. y de acuerdo con el testimonio de un familiar, la paciente no tuvo sintomatología respiratoria, fue llevada por su familia a la clínica ante un sangrado vaginal.

A la joven le practicaron una autopsia para determinar la causa de su muerte, esa señaló un edema pulmonar, lo que ameritó la prueba COVID-19., según informó Salud, el único factor de riesgo que esta paciente presentaba era asma.

Segun lo informó el Ministerio de Salud mediante un comunicado de prensa, el INCIENSA recibió hoy la prueba por parte del OIJ para ser tramitada. Esta es la primera positividad COVID-19 post mortem registrada en nuestro país.

La victima era vecina de Alajuela y se convierte en la segunda mujer costarricense en fallecer a causa del covid-19, está enfermedad ya cobró 11'vidas en Costa Rica.

La investigación sobre el caso y sus contactos continúa.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA