El Sindicato Nacional de Enfermeros (Sinae) externó su preocupación por la situación que se vive en la zona norte del país.

El Secretario General de esta organización sindical, Lenin Hernández, considera que la restricción vehicular y de navegación anunciada por el gobierno no es suficiente garantía para impedir el ingreso de nicaragüenses contagiados con el Covid-19.

Hernández recomendó implementar un cordón sanitario, acudir a organismos internacionales, reforzar el personal de salud, el equipo y la logística.

El dirigente le expuso esta situación en una nota enviada al presidente Carlos Alvarado, al ministro de Salud, Daniel Salas Peraza, y al presidente ejecutivo de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), Román Macaya.

Entretanto, el alcalde del cantón de Cañas, Luis Fernando Mendoza, aseguró que en la municipalidad “reciben varias denuncias al día sobre la llegada de aparentes indocumentados nicaragüenses”.

El guanacasteco manifestó que constantemente realizan operativos junto con los agentes de la Fuerza Pública, la policía de Migración y miembros de otras instituciones.  

Mendoza afirmó que “tendrán mano dura con quienes trasladen personas en condición irregular”.

En el Hospital de San Carlos el último caso de Covid–19 se trató de un adulto – diabético que ingresó por descompensación y luego de 10 horas en emergencias se determinó que estaba contagiado con Covid-19, producto de esta situación aislaron a 41 funcionarios del centro médico.

De acuerdo con el último corte de la Dirección de Migración y Extranjería han rechazado 13.670 extranjeros.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA