La pandemia no solo hizo que los equipos que ya tenían su planeación estructurada y muy adaptada a la idea de sus entrenadores tuvieran una pausa, el problema ha sido mayor para aquellos estrategas que apenas y estaban siendo nombrados cuando llegó el momento del parón del campeonato. Uno de ellos es Johnny Chaves, en Pérez Zeledón.

El timonel generaleño solo alcanzó a dirigir un encuentro, precisamente el de la fecha 15 cuando se jugó a puerta cerrada. Posterior a ese duelo ante el Saprissa (1-1), el campeonato frenó su actividad.

Para Chaves ponerse rápido al corriente con el grupo es la consigna en este momento, buscando la idea táctica para intentar la clasificación una vez que se reanude el certamen: “Trabajamos una semana, un partido y se vino la cuarentena, hemos buscado aprovechar y trabajar por líneas afines, construyendo por partes, conociendo cada línea y jugador. La parte colectiva esperamos trabajarla la próxima semana”, adujo el técnico.

Omar Royero fue el técnico a quien Chaves sustituyó, debido a los malos resultados del cafetero. Éste pasó a la gerencia deportiva.

El ahora entrenador afirmó que antes del juego contra el Saprissa se empapó lo suficiente del plantel para conocer mejor la realidad del club: “Busqué informarme de las cualidades emocionales y sociales de los jugadores, hablé con Royero, con los líderes y con esa información me ayudé en ese juego con Saprissa. En la cuarentena busqué profundizar en ese tema y ahora ver en el campo de juego plasmada la visión que tengo”, recalcó Chaves.

Pérez Zeledón se medirá a Grecia cuando se reanude el certamen nacional. Los generaleños son octavos en la tabla de clasificación, con 16 puntos, a seis unidades de Jicaral, que se ubica cuarto.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA