El plan operativo anual de la Contraloría General de la República tuvo un giro debido a la atención de la emergencia. Es por eso que se dará un seguimiento especial a todas las transferencias presupuestarias, que son las compras que realiza la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), y al Bono Proteger.

Así lo dio a conocer la contralora Martha Acosta, luego de su juramentación para continuar ocho años más al frente de la Contraloría.

Según Acosta, aunque la Contraloría hará lo que le corresponda, es importante que cada parte tenga claro que “los recursos públicos no son ilimitados”.

La reelección de Martha Acosta al frente de la Contraloría General de la República fue apoyada por 43 diputados quienes optaron por darle continuidad a su gestión, tras ser pieza clave en el control de las finanzas públicas del Estado.

Acosta continuará con su gestión hasta el 2028.

Publicidad Aproveche la mejor conexión en Fibra Optica para su empresa con RACSA